Idioma/País/Moneda
Spanish
EUR (€)
España
  • Seleccionar idioma:
    Spanish
    English
    Spanish
  • Seleccionar país:
  • Seleccionar moneda:

Mantenimiento

Productos

 

  • Stangen Pasta Negra y Verde

    Las pastas para suavizadores de navajas de afeitar son abrasivos que tienen por objeto desbastar, preafilar-afilar, y pulir. Las de micraje más alto desbastaran, y las más finas puliran. La "Stangen Pasta", en todas sus variantes identificadas por colores, son las más utilizadas. Cada cajita trae dos pequeños tubos de pasta abrasiva distintos. El modelo Negro y Verde trae las pastas:

    • Negro: grano fino, adecuado para pulir y afinar
    • Verde: grano grueso (6 micras), ideal para desbaste
    6,10€
    IVA inc. 21%
     
  • Stangen Pasta Roja y Negra

    Las pastas para suavizadores de navajas de afeitar son abrasivos que tienen por objeto desbastar, preafilar-afilar, y pulir. Las de micraje más alto desbastaran, y las más finas puliran. La "Stangen Pasta", en todas sus variantes identificadas por colores, son las más utilizadas. Cada cajita trae dos pequeños tubos de pasta abrasiva distintos. El modelo Rojo y Negro trae las pastas:

    • Roja: grano medio (3 micras), adecuado para preafilar-afilar
    • Negra: grano fino, ideal para acabado, pulido y afinado
    6,10€
    IVA inc. 21%
     
  • Stangen Pasta Roja y Verde

    Las pastas para suavizadores de navajas de afeitar son abrasivos que tienen por objeto desbastar, preafilar-afilar, y pulir. Las de micraje más alto desbastaran, y las más finas puliran. La "Stangen Pasta", en todas sus variantes identificadas por colores, son las más utilizadas. Cada cajita trae dos pequeños tubos de pasta abrasiva distintos. El modelo Rojo y Verde trae las pastas:

    • Roja: grano medio (3 micras), adecuado para preafilar-afilar
    • Verde: grano grueso (6 micras), ideal para desbaste
    6,10€
    IVA inc. 21%
     
  • Suavizador-Asentador navajas Herold de colgar "Rindsleder"

    Asentador-Suavizador de navajas Herold, tipo colgador (medidas del cuero 35 x 4,5 cm). La tensión correcta del suavizador, una vez colgado, se logra con la mano que sujeta el suavizador. Cuero de muy alta calidad, procedente de buey ruso, uno de los mas afamados del mundo para la utilización en suavizadores de navajas. Parte superior de cuero, e inferior de lino. 

    Instrucciones para el suavizado de la navaja: queremos dar unas pequeñas recomendaciones orientativas para el correcto suavizado de la navaja de afeitar. Cada uno tiene sus trucos particulares, pero para un profano en la materia es mejor dar unos consejos. Son los siguientes:

    Coloca la hoja de la navaja en el suavizador casi tumbada, de manera que la parte del filo de la navaja apunte hacia ti (hacia la mano que sujeta el suavizador). Desliza con una presión muy ligera (sólo el peso  la navaja) hacia adelante hasta el fin del suavizador. Luego, da vuelta a la navaja, de manera que la parte trasera (lomo de la navaja) es ahora la que apunta hacia ti (la hoja siempre debe tocar la correa) y arrástrala suave hacia ti. No hay necesidad de empujar hacia abajo la navaja en la correa de cuero, pues se corre el riesgo de rajar el cuero; simplemente, sostenla firmemente y aplica un poco más de presión que el peso de la hoja. Hacer esto varias veces, unas 15-20 (esto depende de la práctica, del estado de la navaja y del gusto de cada uno) y con un poco de práctica ya tendrás suavizada la navaja. 

    39,15€
    IVA inc. 21%
     
  • Suavizador-Asentador navajas Herold "Juchten natur"

    Asentador-Suavizador de navajas Herold, con mango. El mango tiene tensor, de manera que podemos regular la tensión del suavizador. Cuero de muy alta calidad, procedente de bovino ruso, uno de los mas afamados del mundo para la utilización en suavizadores de navajas.

    Instrucciones para el suavizado de la navaja: queremos dar unas pequeñas recomendaciones orientativas para el correcto suavizado de la navaja de afeitar. Cada uno tiene sus trucos particulares, pero para un profano en la materia es mejor dar unos consejos. Son los siguientes:

    Coloca la hoja de la navaja en el suavizador casi tumbada, de manera que la parte del filo de la navaja apunte hacia ti (hacia el mango). Desliza con una presión muy ligera (sólo el peso  la navaja) hacia adelante hasta el fin del suavizador. Luego, da vuelta a la navaja, de manera que la parte trasera (lomo de la navaja) es ahora la que apunta hacia ti (la hoja siempre debe tocar la correa) y arrástrala suave hacia ti. No hay necesidad de empujar hacia abajo la navaja en la correa de cuero, pues se corre el riesgo de rajar el cuero; simplemente, sostenla firmemente y aplica un poco más de presión que el peso de la hoja. Hacer esto varias veces, unas 15-20 (esto depende de la práctica, del estado de la navaja y del gusto de cada uno) y con un poco de práctica ya tendrás suavizada la navaja.

    44,15€
    IVA inc. 21%
     
  • Suavizador-Asentador navajas Herold "Rindsleder"

    Asentador-Suavizador de navajas Herold, con mango. El mango tiene tensor, de manera que podemos regular la tensión del suavizador. Cuero de muy alta calidad, procedente de buey ruso, uno de los mas afamados del mundo para la utilización en suavizadores de navajas. Con doble cara, la principal de cuero al natural sin tratar, y la opuesta de cuero tratado y tintado de rojo, para la utilización, exclusivamente en esta cara de abrasivos o cremas para el suavizado-afilado. La parte natural se deja exclusivamente para el suavizado sin cremas. El proceso sería, en navajas que han perdido filo, primero el afilado con pasta abrasiva tipo "Stangen pasta roja y negra" o "Stangen pasta roja y verde" en la cara roja. Tras la limpieza de todo rastro de afilado y pasta abrasiva de la navaja, se procede a suavizarla en el lado de cuero natural.

    Instrucciones para el suavizado de la navaja: queremos dar unas pequeñas recomendaciones orientativas para el correcto suavizado de la navaja de afeitar. Cada uno tiene sus trucos particulares, pero para un profano en la materia es mejor dar unos consejos. Son los siguientes:

    Coloca la hoja de la navaja en el suavizador casi tumbada, de manera que la parte del filo de la navaja apunte hacia ti (hacia el mango). Desliza con una presión muy ligera (sólo el peso  la navaja) hacia adelante hasta el fin del suavizador. Luego, da vuelta a la navaja, de manera que la parte trasera (lomo de la navaja) es ahora la que apunta hacia ti (la hoja siempre debe tocar la correa) y arrástrala suave hacia ti. No hay necesidad de empujar hacia abajo la navaja en la correa de cuero, pues se corre el riesgo de rajar el cuero; simplemente, sostenla firmemente y aplica un poco más de presión que el peso de la hoja. Hacer esto varias veces, unas 15-20 (esto depende de la práctica, del estado de la navaja y del gusto de cada uno) y con un poco de práctica ya tendrás suavizada la navaja. 

    44,15€
    IVA inc. 21%
     
  • Suavizador de navajas afeitar Böker

    El suavizador-asentador de navajas de afeitar o barberas Böker 090501, con bastidor y mango en madera, tiene dos caras: una con cuero de bobino ruso de calidad (el cuero más famoso para su utilización en suavizadores), y la otra con piedra tipo belga de graulometria muy fina y superficie muy suave. Con el cuero conseguiremos suavizar las navajas antes del uso. Con la piedra podremos vaciar o afilar nuestra navaja; también podremos rescatar, con cierta práctica, aquellas navajas de la colección que están ligeramente romas o melladas (para refozar el efecto abrasivo de la piedra se recomienda humedecer ligeramente esta).

    Dimensiones: 32 cm x 4 cm (cuero y piedra: 20 cm x 4 cm)

    Instrucciones para el suavizado de la navaja: queremos dar unas pequeñas recomendaciones orientativas para el correcto suavizado de la navaja de afeitar. Cada uno tiene sus trucos particulares, pero para un profano en la materia es mejor dar unos consejos. Son los siguientes:

    Coloca la hoja de la navaja en el suavizador casi tumbada, de manera que la parte del filo de la navaja apunte hacia ti (hacia el mango). Desliza con una presión muy ligera (sólo el peso  la navaja) hacia adelante hasta el fin del suavizador. Luego, da vuelta a la navaja, de manera que la parte trasera (lomo de la navaja) es ahora la que apunta hacia ti (la hoja siempre debe tocar el cuero) y arrástrala suave hacia ti. No hay necesidad de empujar hacia abajo la navaja en el cuero, pues se corre el riesgo de rajar el mismo; simplemente, sostenla firmemente y aplica un poco más de presión que el peso de la hoja. Hacer esto varias veces, unas 15-20 (esto depende de la práctica, del estado de la navaja y del gusto de cada uno) y con un poco de práctica ya tendrás suavizada la navaja. 

    55,95€
    IVA inc. 21%